En Salas y CINEAR

Simón Franco juega con Ángela Molina en una película distinta

“No quise construirla super realista, quería que tenga absurdo, y con la primera escena quería plantear que no iba a ser todo 100 por ciento real”, dice a EscribiendoCine.

Simón Franco juega con Ángela Molina en una película distinta
Simón Franco, director de "Charlotte"
Simón Franco, director de "Charlotte"
jueves 11 de marzo de 2021

La nueva película de Simón Franco, Charlotte (2021), cuenta cómo una diva del cine (Ángela Molina) intenta recuperar a toda costa la posibilidad de protagonizar una película que la devuelva al estrellato.

En tus relatos siempre tenés un gran protagonista, o una gran protagonista, y desde ahí aparecen personajes periféricos que acompañan, ¿así las pensás?
Las historias nacen con un gran personaje, solitario, pero en Charlotte no quise que el personaje principal no llevara tanto la historia, sino que sea más coral, que el relato esté más repartido. Cuando empiezo a pensar una película es qué personaje quiero contar.

¿Siempre tuviste a Ángela como protagonista?
En realidad imaginaba estrellas descartables, estas figuras que tienen su pico y luego son olvidadas. Empecé indagando en un personaje masculino y luego en un viaje desde Paraguay hasta Comodoro Rivadavia, manejando, con mucho tiempo para pensar, imaginé que tenía que ser mujer. En principio, lo escribimos con Lucía Podestá y Constanza Cabrera para Geraldine Chaplin, la contactamos, ella justo estaba en Patagonia filmando, le encantó, iba a hacerlo y por problemas personales no pudo. Ahí apareció Ángela, la contactamos por su representante, hablamos mucho, y fue un amor a primera vista. Y sabiendo que todo sucede por algo, a Ángela le terminó quedando increíble el proyecto, tiene una luz, una presencia, increíble.

Uno se enamora de ella en la película, es un personaje que va por todo lo que desea sin importarle nada más…
Ella vive en su mundo, eso es lo lindo del personaje, que su mundo la va relacionando con el resto y se amplia, ella tiene su propia realidad, de cómo ella se ve, se siente, cómo ve todo.

La película habla sobre el olvido de las estrellas, por la preponderancia de la cultura de los jóvenes, y qué se espera de un adulto mayor…
Ángela, además, es una mujer proactiva a mantener su belleza sin cirugías, eso suma al proyecto, y no tenemos que vender otra cosa. Y además es una mujer que acepta desafíos, por un llamado mío y por ver mis trabajos anteriores se animó a venir a Paraguay a rodar, eso habla de su espíritu para encarar proyectos, rompiendo esquemas de cómo tenemos que escuchar a los adultos, ver dónde los ubicamos. En el rodaje con ella fue todo aprendizaje. Siempre he sido muy respetuoso con los mayores, si bien yo estudié en la FUC, por ejemplo, luego hice el taller de José Martínez Suárez, y escucharlo era aprender todo el tiempo. Creo que las nuevas generaciones no nos tomamos el tiempo para escuchar, pasa todo muy rápido, y se ve ahora en lo digital, donde todo es así. La gente adulta tiene cosas para decir y muy importantes, y creo que la película habla un poco de esto, la realidad de Charlotte es esa, y no quiere escuchar toda la realidad, sólo lo que la interesa.

La película mezcla humor, canciones, algo de realismo mágico ¿cómo imaginaste el guion?
En principio no quise construirla super realista, quería que tenga absurdo, y con la primera escena quería plantear que no iba a ser todo 100 por ciento real, y con esa libertad surgen posibilidades de irse, dejarse ir, pensar libertades, para un guionista es muy liberador eso.

De cara al estreno ¿expectativas?
En Paraguay lo tenemos programado para abril, y en Argentina expectantes, viendo qué pasa con el público en la sala. Hay que estrenar, hay que intentarlo, hacerlo, estamos en esta coyuntura y tenemos que ver qué sucede.

¿Por qué la gente tiene que ver la película?
Siempre es muy difícil que uno haga esta invitación. En Charlotte se encontrarán con algo distinto, una obra tragicómica, absurda, con un casting increíble, paisajes estupendos, da para verla en el cine, con un tratamiento de imagen hermoso, un sonido hermoso, fue un placer trabajar en ella, con el crew argentino y paraguayo, disfrute mucho hacerla y eso se ve en la pantalla, es una película para pasarla bien.

Te puede interesar
Últimas noticias