Amazon Prime Video

Crítica de "Noviembre: París atacado": Acción trepidante pero emoción superficial

La nueva película de Cédric Jimenez, "Noviembre: París atacado" (Novembre, 2022), recrea los atentados del 13 de noviembre de 2015, sumergiéndose en una agotadora caza de cinco días para capturar a los terroristas, liderada por un elenco estelar que incluye a Jean Dujardin, Anaïs Demoustier, Sandrine Kiberlain y Jérémie Renier.

lunes 17 de junio de 2024

La narrativa de Jimenez se mantiene rápida y atractiva, llena de acción con diálogos intensos, interrogatorios, reuniones, tiroteos y persecuciones. La tensión es palpable desde el primer momento, con un inicio frenético que involucra al espectador de inmediato. Sin embargo, una vez que la adrenalina inicial se disipa, surge una pregunta inevitable: ¿hay algo más que sostenga esta película?

Noviembre: París atacado ofrece una visión estilizada y dramática de la caza de los terroristas, pero sufre de una falta de profundidad emocional y desarrollo de personajes. Los protagonistas, a pesar de ser interpretados por actores talentosos, no logran trascender los clichés del género policíaco. Sus vidas personales y conflictos internos apenas se esbozan, lo que dificulta que el público establezca un vínculo empático con ellos. A excepción de algunos momentos destacados por parte de Demoustier y uno de los informantes, los personajes resultan planos y previsibles.

El lenguaje visual de la película, con tomas por encima del hombro, explosiones espectaculares y una edición frenética, remite a las sagas de acción ya vistas en numerosas ocasiones. La música solemne y la intensa dirección de Jimenez buscan mantener la tensión, pero terminan por subrayar la falta de originalidad del filme. Noviembre: París atacado se asemeja a un episodio largo y bien elaborado de una serie policíaca de alto nivel, como las que el ciudadano medio vería en plataformas de streaming un domingo por la noche.

Noviembre: París atacado es una película que entretiene y mantiene al público en vilo, pero carece de la profundidad y el impacto emocional necesario para trascender su condición de thriller de acción. La tragedia del 13 de noviembre merece un tratamiento más reflexivo y menos sensacionalista, y aunque Jimenez captura la urgencia y el caos de esos días, no consigue ofrecer una visión verdaderamente innovadora.

5.0
Te puede interesar
Últimas noticias
MÁS VISTAS