Emiliano Basile
29/01/2010 13:57

Cuando una película viene con tanta publicidad de antemano, las ganas de verla superan razones lógicas, sólo queremos verla sin saber porqué. Indiana Jones y El Reino de la Calavera de Cristal es quizás, la película con más publicidad anticipada de los últimos años (sino simplemente contar la cantidad de notas que publicó el Diario más leído del país en los que va del año). Pero también tanta publicidad promete y mete presión al film, presión de cumplir con tantas expectativas generadas.

Indiana Jones y El Reino de la Calavera de Cristal

(2008)

Pero el viejo Indy (Harrison Ford) zafa una vez más como en toda la saga y lo hace a lo grande. Indiana Jones viaja nuevamente en busca de tesoros arqueológicos que tienen que ver con lo mitológico, esta vez a Latinoamérica, mas precisamente a Perú. Se disputará la búsqueda con los villanos de turno, que ya no serán nazis sino rusos, comandados por Irina Spalko (Cate Blanchet) y estará acompañado de más de un viejo conocido.

Los mitos que persigue Indy tienen que ver con leyendas históricas, con realidades indescifrables y con la dificultad de explicar lo inexplicable. En Los cazadores... era el arca perdida, en El templo... lo que ocurría en el templo mismo, en La última cruzada...hasta se metió con el Santo Grial de Cristo!!! Pero cuando parecía que no podían llegar más lejos, aparece esta cuarta parte con un secretito que justifica la histeria de los productores sobre no develar información previa del film.

Como toda secuela remite a cuestiones de sus antecesoras y lo hace con una gran producción, algunos chistes saludables, escenarios reconocibles de Los Cazadores..., insectos (muchos insectos ahora animados en 3D) y sobre todas las cosas (si de mito hablamos) la presentación de los personajes. En este aspecto Spielberg refuerza la idea del mito del Héroe en la figura de un avejentado (pero con onda) Indiana. La manera de enfocarlo a contraluz o con contrapicados cada vez que puede, agiganta su figura poniéndolo mas cerca de lo sobrenatural que de lo humano.

En fin, el Dream Team integrado por George Lucas, Steven Spielberg y Harrison Ford volvieron al ruedo para demostrar que en materia de entretenimiento no hay con que darles. Mas viejos es verdad, pero con mas ingenio para introducir las nuevas tecnologías en favor del espectáculo y para demostrar que el verdadero mito son las películas de Indiana Jones. Harrison Ford explicaba a mediados de los 90 que no había una cuarta parte porque no encontraban un guión que los conformara a todos...parece que la espera valió la pena.

 

8.0

Comentarios