Juan Pablo Pugliese
21/11/2016 08:41

Julieta Ledesma dirige y escribe Vigilia (2016), un drama sobre el regreso del hijo al hogar y las consecuencias que tiene en el seno familiar.

Vigilia

(2016)

Después de la guerra, Santiago (Pablo Ríos) vuelve a su casa familiar. Ernesto (Osmar Núñez), su padre, se mantiene distante y su madre (Mirella Pascual) no lo reconoce. La sequía pegó fuerte en la zona y afectó a todos pero principalmente a los animales. Luego de que Arón, el perro familiar, se vuelve una amenaza para los animales del campo, Ernesto lo sacrifica. Ahora deberán lidiar con las apariciones del perro que regresa de la tumba y amenaza con destruir a la familia.

La ópera prima de Julieta Ledesma es un drama familiar. Si bien de la sinopsis se infiere un tono fantástico, Vigilia es un film sobre el regreso del hijo y la espiral de locura que se produce cuando se altera la estructura subyacente en la intimidad de esta familia que parece aislada del resto del mundo.

Egresada como Diseñadora de Imagen y Sonido de la Universidad de Buenos Aires y con el mediometraje ¡Al fin, mi vida! y el corto El Plan Perfecto (2006) entre sus trabajos previos, Ledesma realiza un film que impacta en cuanto a lo visual. Sus secuencias, secundadas por una banda de sonido tenue, acentúan el clima opresivo en el que se desarrolla la acción y tienen un efecto hipnótico.

El doble regreso al hogar, el del hijo y el del perro, operan cambios en la casa que parece estar rodeada de un halo de misterio onírico. La cámara se mueve lentamente entre los ambientes y el suspenso irá in crescendo con el correr de los minutos. Sobre el final, la directora jugará con lo representado y hará que nos cuestionemos sobre la verosimilitud de lo visto.

Vigilia, el debut de Ledesma en el largometraje, es prometedor y la postula como una directora a la que no debemos perder de vista. 

7.0

Comentarios