Salas

Critica de “Inmaculada”: Sidney Sweeney llega para salvar al cine de terror

La pretenciosa película dirigida por Michael Mohan y producida y protagonizada por la nueva “final girl” del cine de terror, tuvo la mala suerte de estrenar demasiado cerca de una competidora directa con mucho mejor nivel narrativo.

miércoles 29 de mayo de 2024

Tras años de demora y luego de la intervención de Sidney Sweeney, finalmente se estrenó la tan esperada película Inmaculada (Immaculate, 2024). Este proyecto estuvo a punto de concretarse hace diez años, pero su guión permaneció enterrado durante una década hasta que llegó a manos de su protagonista, quien asumió el rol de productora y lo llevó al cine.

La trama sigue a Cecilia, una mujer de fe que recibe una cálida bienvenida en un convento italiano, edificio que será su nuevo hogar. Sin embargo, con el paso del tiempo, Cecilia descubre que el lugar oculta oscuros y horripilantes secretos.

La película toma elementos conocidos de otras producciones similares, destacándose influencias de Suspiria (1977) de Dario Argento, en la que la protagonista llega de Estados Unidos a un país europeo, desconociendo incluso la lengua local y encontrando un lugar que oculta un secreto; y El bebé de Rosemary (Rosemary's Baby, 1968) de Roman Polanski, especialmente en la segunda parte de la cinta, cuando acompaña el embarazo de Cecilia, quien espera una criatura muy particular.

La ambientación lúgubre y oscura del convento, junto con algunas actuaciones aceptables del elenco, logran crear una atmósfera tenebrosa que se ve realzada por la banda sonora, la cual enaltece las escenas de suspenso dirigidas por Mohan. Aunque el uso de la cámara a veces recurre a lo seguro, algunas tomas destacan (aunque apenas) por encima de lo convencional. Sin embargo, en comparación con otras cintas similares del género, este largometraje cumple con las expectativas.

El estreno de la película coincidió temporalmente con La primera profecía (The First Omen, 2024), filme que recibió una buena acogida tanto de la crítica como del público general. Esta cercanía en el tiempo perjudicó a Inmaculada debido a las inevitables comparaciones, quizás no tanto por su historia, pero sí por su temática. A pesar de esto, la cinta logró sobresalir gracias a su perverso final y a una actuación decente de Sweeney. Aunque no destaca notablemente en casi ningún aspecto sobre la media, su corta duración, su ambientación y su final la ubican dentro del género en un rango aceptable.

6.0
Te puede interesar
Últimas noticias
MÁS VISTAS