BAFICI 2021 - Competencia Argentina

Crítica de "Cuando la primavera se escapa, se libera del sueño", debut en la dirección de Eugenia Alonso

La actriz debuta junto a Josefina Pieres en la dirección a través de un retrato personal sobre la mirada y la relación con su hijo Ulises.

sábado 27 de marzo de 2021

Eugenia Alonso debuta tras las cámaras, en codirección con Josefina Pieres, con un documental autobiográfico que a priori podría definirse que trabaja sobre la relación de ella con su hijo Ulises Langer, un adolescente con el síndrome X, una enfermedad intelectual hereditaria producida por un gen especifico que no genera una proteína. Pero Cuando la primavera se escapa, se libera el sueño (2021), que es parte del poemario de Ulises, cruza los límites para establecerse como una película sobre la mirada.

En las primeras escenas del film, Alonso habla sobre su vínculo familiar con la fotografía y en que esta deja de interesarle cuando descubre que la relación que Ulises establece con la mirada no es la deseada. También hace referencia a su problema de visión y de cómo muchas veces actúa sin lentes de contactos para ver el mundo diferente. Y ahí yace el nudo de este documental construido a partir de imágenes tomadas a lo largo de la vida maternal de la actriz que se intercalan con otras que incluyen diferentes momentos de la versión de Hamlet, de Lautaro Vilo y Rubén Szuchmacher, que se realizó en 2019 en el Teatro General San Martín de Buenos Aires, donde la actriz encarnaba a la madre del Príncipe de Dinamarca. Aunque no son imágenes propiamente de la obra sino de los preparativos y de Ulises viéndola desde bambalinas.

El documental fundamentalmente trabaja sobre la mirada. La de la madre sobre el hijo y la del hijo sobre la madre. Cómo se ve cada uno frente al mundo. Frente al otro. Frente al futuro. Como se perciben. Ulises la mira entre fascinado y temerario mientras ella actúa en Hamlet. Alonso lo filma en su cama, en sus quehaceres diarios. Antes y ahora. Embelesada pero también temeraria. Ambos construyen mundos, algunos reales otros ficcionales. Miran, pero ¿qué ven? ¿cómo se ven? ¿ven lo mismo que los espectadores?

Cuando la primavera se escapa, se libera el sueño, que por momentos parece no encontrar su estructura narrativa y se pierde en el entramado visual, es un documental perceptivo, tal vez con múltiples lecturas, mucho más complejo (o simple) de lo que a priori se ve. Donde cada espectador encuentra algo diferente. Lo que su mirada registra y su percepción le permite capturar.

6.0
Te puede interesar
Últimas noticias