Amazon Prime Video

“Un príncipe en Nueva York 2”, con el regreso de Eddie Murphy

Han pasado más de 30 años desde que Un príncipe en Nueva York irrumpió en las salas y desde entonces, supo capturar la atención de varias generaciones, las que se apropiaron de los personajes y sus looks para sí mismos.

sábado 06 de marzo de 2021

Pero aquello que se dejó, con el príncipe Akeem revirtiendo la inusual representación que, hasta ese  momento, se hacía de la cultura afroamericana, sirve de relanzamiento para dialogar con problemáticas de agenda mediática y una constante necesidad de acercar nuevas líneas experimentales asociadas a esto.

Un príncipe en Nueva York 2 (Coming 2 America, 2021), mantiene el espíritu festivo de la primera entrega, incorporando nuevos personajes para, en el fondo, avanzar en un relato que nuevamente mantiene la idea de romper mandatos para fortalecer a sus personajes y potenciar sus ideales.

Hay dos líneas temáticas que estructuran la historia de esta nueva propuesta, por un lado el encuentro del Rey Akeem (Eddie Murphy) con la noticia que en su primer viaje a Estados Unidos tuvo un hijo, y por el otro, la reiteración del matrimonio por encargo, en este caso para el hijo bastardo que acaba de reconocer.

Por supuesto que temas como el empoderamiento femenino, la búsqueda de identidad y la tradición están presentes, reforzados éstos tópicos a partir de la galería de personajes que acompañan a Murphy en cada escena, y que recuperan, de alguna manera, el espíritu de la película original, una comedia que ya por ese entonces denunciaba la falta de representación en la pantalla grande de la comunidad afroamericana.

Sumado a esto, y que ahora es magnificado gracias a la exploración de la cultura de los personajes a través de bailes, vestuario lujoso y escenarios bellos, Un príncipe en Nueva York 2 es el claro ejemplo de aquello que Simon Reynolds desarrolló en su texto Retromanía, el concepto de nostalgia que atraviesa a la cultura pop y que obliga, de tanto en tanto, a revisitar sus íconos y emblemas, y que tiene un público cautivo ávido de continuar consumiendo más de lo mismo de siempre.

Afortunadamente Craig Brewser, el realizador, sale bien parado al revisitar el universo de Zamunda, el ficticio país africano, utilizando un tono similar al de la original, pero aggiornando su espíritu a los tiempos que corren, y contando con un gran despliegue de locaciones y situaciones que vitalizan la simple y clásica, a la vez, estructura dramática.

Fortalecida gracias a Murphy que se vuelve a calzar el traje de Akeem, con una impronta firme y precisa, que se refuerza al ser secundado, una vez más, por Arsenio Hall, Shari Headley, James Earl Jones, y suma a Wesley Snipes, como el General Izzi, un contrincante a la altura del relato, Louie Anderson, Kyky Layne, y a la dupla, madre e hijo en la ficción, de Leslie y Jermaine Fowler, quienes impulsan sus roles desde la exageración y el grotesco.

6.0
Te puede interesar
Últimas noticias