Sinopsis

La película retrata a James Gralton, la única persona que fue deportada de Irlanda en toda su historia. Gralton era un líder comunista irlandés que adquirió la ciudadanía estadounidense después de emigrar allí en 1909. Sin embargo, cuando volvió y creó un centro de baile en Effrinagh (condado de Leitrim) donde hacía propaganda política, recibió la oposición frontal de la iglesia católica y la situación terminó en un tiroteo. Gralton fue detenido y deportado por el gobierno de Éamon de Valera a Estados Unidos en 1933.

Comentarios