Rolando Gallego
21/02/2016 17:26

La adaptación del universo Francisco Ibañez en versión animada encuentra en el realizador Javier Fesser (El milagro de P. Tinto, Camino) el vehículo más adecuado para esta clásica historieta española que nos trae un chiste tras otro. Puede verse dentro del 2 Espanoramas 2016 el domingo 21 a las 19 hs.

Mortadelo y Filemón contra Jimmy El Cachondo

(2014)

Con un arranque a lo 007, Filemón se despierta de un sueño en donde es todo lo que nunca pudo ni podrá ser en la vida real. Bajo la coordinación del director, Filemón aceptará una misión: encontrar un archivo súper secreto de la T.I.A. (algo así como una organización contra el crimen) y mantener oculto a un criminal. Secundado por Mortadelo, su fiel amigo, claramente nada podrá ser resuelto sin antes hacer volar por los aires a todo el pueblo. Pero Jimmy El Cachondo, un villano con cara de Marty Feldman, con muy pocas luces pero mucha suerte, tratará de impedir que la misión encomendada llegue a buen puerto.

La desmesura que Javier Fesser imprime a la película es la misma con la que miles de lectores se encontraban mensualmente en el cómic de Ibañez, un autor que junto a Manuel Vazquez crearon los personajes más pintorescos del panorama ilustrado de España. Fesser viene también de adaptar La Gran Aventura de Mortadelo y Filemón (2003) con un resultado no tan brillante en cuanto a lo visual y mucho menos tan colorido.

El slapstick y la screw ball comedy son el punto de referencia para un universo único que supo “educar” a miles de lectores con aventuras disparatadas bien podrían ser trasladadas a cualquier lugar del mundo. El looserismo como herramienta de sentido y el golpe de suerte necesario para seguir adelante terminan entremezclándose con la cultura popular, con una irrupción a los estudios de “Gran Fulano”, una suerte de Gran Hermano dirigido por la tiránica “YO-YO”.

Javier Fesser no da tregua. La panza duele de tanto reírse con una de las historias más similares a su fuente que el cine nos ha entregado. Mientras tanto cómic de superhéroes anda llenando pantallas y quitando lugar a películas que puedan aportar, además de acción, una crítica a la sociedad de consumo, a la burocracia, al egoísmo de los empleados, de los jefes, de las empresas, de las multinacionales, como en este caso.

Mortadelo y Filemón contra Jimmy El Cachondo es el vehículo más acabado para que los que aún no conocen al cómic se acerquen, y los que sí puedan disfrutar de una comedia disparatada en donde el sinsentido marca el ritmo de todo.

Comentarios