EscribiendoCine
26/02/2015 12:54

La música convertida en suspenso en Whiplash, Música y Obsesión, la vigilancia electrónica y el espionaje de Citizenfour La Leyenda de la Princesa Kaguya junto a las leyendas celtas también animadas de Song of the Sea y el viraje a territorios vírgenes de sorprendente belleza que deja saborear La sal de la tierra impactarán a la audiencia del Festival Internacional de Cine de Panamá, la cual disfrutará de estas películas en estreno para Centroamérica y Panamá

Whiplash, Música y Obsesión

(2014)

Whiplash, Música y Obsesión fue el centro de todas las miradas al ser nominada a Mejor Película y a Mejor Guión Adaptado en la reciente edición de los Oscar, se llevó tres galardones: al Mejor Montaje, Mejor Mezcla de Sonido y Mejor Actor de Reparto para J.K. Simmons. Esta película independiente norteamericana retrata el sacrificio y trabajo duro de un determinado estudiante de jazz en una de las mejores escuelas de Manhattan. Cada platillazo, golpe de aro y redoble hace que Whiplash, que plantea la duda entre la frustración y trascendencia, incremente su suspenso por momentos.

Por su parte, La Leyenda de la Princesa Kaguya, producida por el reconocido Studio Ghibli, fue candidata al Oscar para Mejor Película Animada. Su director Isao Takahata, también co-fundador del mencionado estudio, ha dirigido éxitos como Heidi: niña de los Alpes y Tumba de luciérnagas. La Leyenda de la Princesa Kaguya es una historia cautivante de fortunas extrañas, destinos ocultos y de auto-descubrimiento, en la vida de una pequeña niña abandonada en un bosque y adoptada por un leñador, que demuestra rápidamente ser una niña excepcional.

También en el género cautivante de las cintas animadas y dedicadas, en este caso, a seres de leyenda se escucha Song of the Sea. Con las voces de los actores irlandeses Brendan Gleeson y Fionnula Flanagan, esta historia en clave de cuento de hadas sobre una familia que supera el dolor y descubre secretos mágicos ancestrales, es la segunda película animada que ha sido nominada al Oscar del director de El secreto de Kells y Tomm Moore.

Además se verá La sal de la tierra documental sobre la vida del fotógrafo brasileño Sebastião Salgado que tras 40 años de ser testigo de conflictos internacionales, hambruna y éxodos causados por los seres humanos, decide embarcarse en la búsqueda de territorios vírgenes con grandiosos paisajes. Este proyecto realizado por su hijo Juliano Ribeiro Salgado y el aclamado cineasta Wim Wenders, fue nominado a Mejor Documental.

Pero el largometraje finalmente triunfador del Oscar como Mejor Documental fue Citizenfour, la arriesgada película protagonizada por Edward Snowden que se llevó la estatuilla. La cinta trata sobre la vigilancia electrónica mundial y los escándalos de espionajes que se producen en la Agencia de Seguridad Nacional de Estados Unidos.

Comentarios