Lucia Roitbarg
25/10/2014 19:17

Más de 9.000 espectadores, 70 películas, una ciudad que volvió a vivir el ritual del cine luego de 40 años y un desfile de figuras mezcladas entre el público fue solo una parte de lo que se vivió durante una semana en la ciudad misionera de Puerto Iguazú. La fiesta que concluyó este sábado premió como mejores películas a La Salada, de Juan Martín Hsu, y La última estación, de los chilenos Catalina Vergara Arthur y Cristina Soto.

La Salada

(2014)

Desde Pablo Echarri hasta los hermanos Ana, Nicolás y Gastón Pauls, pasando por Fabián Vena, Nancy Dupláa, Clemente Cancela, Silvina Acosta, Alejandra Darín, Andrea Pietra, Mercedes Funes, Guillermo Pfening, Romina Richi, Leonora Balcarce, Luis Ziembrowski, Paula Hernández, Natalia Smirnoff, María Fiorentino, Jose Pablo Feinmann, Esteban Lamothe, Juan Minujín, Sofia Bertolotto, Florencia Raggi, Martina Gusmán, Mónica Lairana, Emilia Attias, Bárbara Lombardo, Arnaldo André, Mike Amigorena, Mónica Antonópulos, Susana Varela, Eleonora Wexler, Paula Morales, Vanesa González, Elías Viñoles, y muchos más, se dieron cita en la ciudad turística número uno de la Argentina para apoyar el evento ideado por los actores Juan Palomino y Daniel Valenzuela.

“El balance es positivo porque de alguna manera el sueño colectivo de que la gente pueda compartir una sala de cine donde hace mas de 25 años no había cine se cumplió”. En estas palabras Palomino resume el resultado de un Festival en el cual trabajaron con sudor y esfuerzo pero con mucha alegría y satisfacción. Y continúa: “Es un momento colectivo, la gente unida se ríe, aplaude, se produjo ese hecho maravillo del cine, el encuentro colectivo”.

La presencia de las carpas como marco para la proyección de las películas determinó un tipo de Festival diferente, fuera de lo convencional, y tal vez eso fue también parte del éxito en relación a la convocatoria. “Lo que yo percibo es que se apoderaron de este lugar, no sé qué pasaría en un cine en un shopping. Creo que el hecho mágico es el encuentro popular con el cine. Tomaron este espacio, es de ellos. Es una fiesta.” El actor reconoce también lo mucho que aprendió con esta experiencia y la recomienda: “Que en toda América Latina se sigan produciendo festivales de cine que sean inclusivos, no tan elitistas, que unan a la gente”.

Tanto Palomino como Valenzuela hicieron hincapié en el carácter festivo que adquirió el evento: emoción, momentos compartidos, participación de la gente. Daniel Valenzuela también reafirmó el balance positivo “porque se cumplieron nuestras expectativas y un poco más por todo lo que pasó. Yo lo vengo diciendo desde el lunes que un festival de cine es la participación de la gente. Los participantes son los que van a la sala y no todos van a la sala, y acá la gente de la ciudad llenó las dos carpas todos los días. Creo que tenemos que estar felices y contentos, por el esfuerzo que nos costó.”

El palmarés del 1 Festival Internacional de Cine de las Tres Fronteras distinguió como mejor película de ficción a La Salada, de Juan Martín Hsu. Mientras que el jurado integrado por Leticia Brédice, la actriz paraguaya Lali González, los críticos Juan Pablo Russo, José Romero Carrillo y Edina Fujii entregó el Premio Especial del Jurado a Feriado, de Diego Araujo.

La mejor actriz fue Erica Rivas por El cerrajero, mientras que en actuación masculina se premió a Juan Carlos Valdivia y Elio Ortíz por Yvy maraey - Tierra sin mal. Como mejor director se consagró el brasileño Marcelo Galvão por La despedida. Finalmente, Después de la lluvia obtuvo el galardón a la mejor dirección de arte.

En el rubro documental, cuyo jurado integraron Ulises Rosell, Miguel Mato, Lázara Herrera y Marcos Santuario, el premio mayor fue para La última estación, de los chilenos Catalina Vergara Arthur y Cristina Soto, que también fueron distinguidos en el rubro dirección. Sigo siendo Kachkaniraqmi, del peruano Javier Corcuera, obtuvo los galardones a mejor banda sonora y fotografía, mientras que la Mención Especial recayó en el rockumental Blues de los plomos, de Paulo Soria y Gabriel Patrono.

Por último, Madera, del argentino Daniel Kvitko, se impusó como Mejor Corto Internacional, con menciones a María, de Mónica Lairana, y Kay Pacha, de Álvaro Sarmiento. Mientras que el Mejor Cortometraje Regional fue Jasy Porá de Pavel Tavares. El jurado estuvo compuesto por Sabrina Farji, Gustavo Postiglione, Néstor Sánchez Sotelo, Ana Zanoti y Francieli Rebelatto.

Comentarios