EscribiendoCine
01/10/2014 19:10

Quince films iberoamericanos, que en su mayoría retratan una visión dramática y real de la región e inmortalizan en la gran pantalla las vidas de personajes icónicos como Simón Bolívar y Cantinflas, compiten este año por una candidatura a los Oscar a mejor película extranjera. Relatos salvajes, de Damián Szifrón, es la que corre con más ventajas para quedar entre las cinco finalistas.

Relatos salvajes

(2014)

Argentina, Bolivia, Brasil, Colombia, Chile, Ecuador, México, Panamá, Perú, República Dominicana, Uruguay, Costa Rica, España, Portugal y Venezuela han propuesto sus films y esperan hacerse con al menos una nominación.

En la fase preparatoria de este año, dos biografías, varios guiones históricos, un documental y una única comedia, aunque de época, forman parte del conjunto que espera recuperar la estatuilla dorada, que desde 2009 no pisa territorio latinoamericano.

México, nominado en 2010, se ha decantado en esta ocasión por Cantinflas, de Sebastian del Amo, considerada la cinta más exitosa del país al recibir más de 1.2 millones de espectadores en su primera semana en las salas.

En la misma línea, la Asociación Nacional de Autores Cinematográficos de Venezuela se dejó cautivar por la vida de otro personaje real, la del prócer de la independencia americana Simón Bolívar, inmortalizada en Libertador, de Alberto Arvelo.

Argentina, el único país latinoamericano ganador del Oscar, se decidió a última hora por Relatos salvajes, del joven director Damián Szifrón, que está cosechando grandes éxitos de crítica en festivales alrededor del mundo.

Brasil, que desde 1998 no figura en la selección, se decidió este año por la historia de un adolescente ciego y homosexual que lucha contra una madre sobreprotectora en Hoje Eu Quero Voltar Sozinho, del director Daniel Ribeiro.

La película Matar a un hombre, del director Alejandro Fernández Almendras, fue seleccionada por el Consejo Nacional de la Cultura y las Artes para representar a Chile, tras ganar el premio a la Mejor Película en Sundance (Estados Unidos) y a la Mejor Dirección en el Festival Internacional de Cine de Cartagena de Indias (Colombia).

Los Olvidados, del mexicano Carlos Bolado, fue la elección de Bolivia este año, que ha preferido una historia dramática enmarcada en el Plan Cóndor, la estrategia de las dictaduras militares del Cono Sur para reprimir a izquierdistas hace más de 30 años.

Colombia seleccionó como representante a Mateo, de la directora María Gamboa, una producción colombo-francesa que narra la historia de un adolescente que consigue evitar la violencia que le rodea gracias a un grupo de teatro al que se une, en principio, para conseguir información de sus integrantes y venderla a grupos criminales.

La película Cristo Rey, de Leticia Tonos, fue seleccionada este año por República Dominicana, con argumento que gira en torno al amor entre un haitiano y una dominicana, en el marco de violencia que se vive en el sector de Cristo Rey, en Santo Domingo.

El debut de este año lo protagoniza la Academia Panameña, que espera ganarse su primer lugar en los Oscar con el único documental de la región, Invasión, del cineasta Abner Benaim. El documento fílmico, de 94 minutos, recoge testimonios acerca de la intervención militar estadounidense en suelo panameño en 1989.

Perú se presenta ahora con el drama policial El evangelio de la carne, dirigido por Eduardo Mendoza, que relata la historia de tres sujetos que entrecruzan sus vidas en medio de una final de fútbol y buscan la redención para ellos y un milagro para los suyos.

Por su parte, las asociaciones cinematográficas de Ecuador decidieron que la película Silencio en la tierra de los sueños, de Tito Molina, represente al país en la edición de 2015 del galardón. Es la historia onírica de una anciana que escapa en las noches de las cuatro paredes de su casa hacia una tierra mágica.

Costa Rica intentará conseguir la nominación con Princesas Rojas, de Laura Astorga. Cuenta la historia de Claudia, una niña de 11 años, quien debe viajar a Costa Rica debido a que sus padres trabajan de forma clandestina para la Revolución Sandinista en Nicaragua.

España llevará la cinta Vivir es fácil con los ojos cerrados, de David Trueba, que cuenta la historia de un profesor que viajó hasta Almería con el fin de conocer a su ídolo John Lennon, cuando este rodaba una película allí. La película consiguió 6 premios Goya en la pasada edición.

Portugal concursará con el documental autobiográfico ¿Y ahora? Recuérdame, de Joaquim Pinto, que narra la lucha del propio realizador contra el Sida y la Hepatitis C desde hace más de 20 años.

La lista la completa Uruguay con Mr. Kaplan, de Álvaro Brechner, la única comedia participante que cuenta las peripecias de un judío que llega a Suramérica durante la Segunda Guerra Mundial.

El 15 enero de 2015 se conocerán los nombres de los cinco films nominados, menos de un mes antes de la celebración de la ceremonia de los Oscar, que tendrá lugar el 22 de febrero de 2015 en el Dolby Theatre de Los Angeles (EEUU).

Comentarios