Noticine
02/09/2010 12:44

Si hay una vida mexicana "de película", esa es la de la cantante y ocasional actriz Gloria Trevi. Ese "camarelo" que es la vida de la Chica del pelo suelto no ha logrado aún materializarse en México... pero los vecinos del norte no desprecian la oportunidad, y una productora independiente neoyorquina está próxima a trabajar en ella.

Braven Films, sin embargo, no es ajena a la nación de Trevi, ya que a su frente está la productora nacida en México, criada en España y afincada en la Gran Manzana Frida Torresblanco (El laberinto del fauno, Rudo y Cursi). Ella ha elegido al debutante suizo Christian Keller para realizar la que será la primera cinta de su compañía. "Es el proyecto inaugural perfecto para nosotros porque Gloria Trevi personifica todo lo que queremos que sean nuestras películas: es inspiradora, creativa, provocativa e intrigante a muchos niveles", ha dicho Torresblanco a Hollywood Reporter.

La productora mexicana residente en Nueva York ha logrado inversionistas privados norteamericanos para poner en marcha su empresa y financiar la "biopic", que se titulará simplemente Trevi. El proyecto, aunque lleva al menos dos años en marcha, está aún en mantillas y no hay información confirmada sobre elenco, pero según antiguas declaraciones de Torresblanco se filmaría en México. Por entonces (2008) apuntaba a que Eva Mendes sería la protagonista, pero la información de HR este miércoles pasa por alto ese detalle o la locación o idioma de la cinta.

Gloria Trevi (1968, Monterrey), quien comenzó su carrera como cantante pero también protagonizó tres películas que figuran entre las más taquilleras de la historia del cine mexicano -Pelo suelto (1991), Zapatos viejos (1993) y Una papa sin catsup (1995)- destacó por sus letras y actitud provocativas, su falta de prejuicios y su proximidad a la audiencia... hasta que fue denunciada junto a su productor y representante Sergio Andrade (director por cierto de las dos últimas cintas) y otros miembros de su clan de corrupción de menores, a través de la captación de jovencitas como coristas, por lo que pasó casi cinco años en la cárcel, hasta 2004, tras lo cual fue rehabilitada por la Justicia y prosiguió con éxito su trayectoria musical.

Su vida da para una o varias películas (de hecho hasta hubo un proyecto de telenovela) y varios productores mexicanos se supone que pretenden llevarla al cine. Lo único que se conoce con cierto nivel de credibilidad es que la dramaturga y escritora mexicana Sabina Berman trabaja en un guión por encargo del cineasta y productor Carlos Carrera.

Comentarios