Victoria Duclós Sibuet
16/09/2019 16:51

Marcus Rosenmüller dirigió Trautmann (2018), la biopic sobre el arquero alemán del Manchester City que antes pasó por la Segunda Guerra Mundial como combatiente y prisionero de guerra. Invitado de lujo de la 19 edición del certamen que reúne los últimos éxitos del país germano, dialogó en exclusiva con EscribiendoCine.

Trautmann

(2018)
6.0

¿Cuál es el motivo que llevó a decidir contar esta historia?
Esto comenzó con un productor amigo con el que hace doce años habíamos hecho una película infantil. El vino a mi estudio de edición y me preguntó si conocía la historia de Trautmann y me la contó brevemente. Yo soy fanático del fútbol, me encanta pero no lo conocía a Trautmann y cuando me contó la historia quedé fascinado. Lo que tiene en particular es que al principio tiene un enganche muy superficial, una vez entendido esto había que empezar a analizar cuál es mi tema, cuál es el tema principal de mi película sobre esta historia.

Sobre esto, ¿cómo fue el proceso desde conocer la historia hasta transformarla en una película?
La piedra angular con la que arrancó esto fue que pude tener varias entrevistas con él, y ahí surgió este tema que repetía el constantemente “yo no tuve elección, no tuve opción”. Después empieza una investigación más prolongada revisando cuestiones históricas y se empieza a consolidar en mi algún tipo de sensación sobre lo que a mí me generaba esto de “yo no tuve elección”, ahí es donde empiezo a ver la cuestión central a la que yo me aferro.

¿Cómo se construyó el punto de vista empático con el personaje y hacerlo dialogar con el hecho histórico tan doloroso que lo antecede?
Tengo siempre muy presente que esto es una historia, un punto de vista sobre la vida, una mirada. Es una cuestión ya filosófica dentro del cine, qué es lo que puedo hacer y lo que tengo que contar. Bueno en este caso encuentro mí punto de vista sobre esta historia y después veo a mi contraparte para entender qué es lo que compartimos de esa historia. Hay una cuestión también de consciencia, de hasta qué punto yo estoy usándolo a él para reflejar valores míos dentro de la historia. No tengo total certeza pero espero no haberlo explotado en ese sentido. Mientras yo lo conocí y lo entrevisté pude ver un recorte de su vida entonces está el tema de los prejuicios y cuánto puedo conocer a una persona, es un hecho que es un conocimiento limitado.

¿Qué otras biopics tienen relación con la película o te interesan personalmente?
Me encantan las biografías, principalmente en libros, pero tendría que pensarlo. No hubo ningún modelo directo en el que me haya basado. Por ejemplo La Vie en Rose (2007) la biografía de Edith Piaf me encantó, sobre todo en su uso del tiempo pero no es algo que yo haya tomado para esta película. Ahora en el Festival de Cine Alemán hay otra biografía que es Gundermann (2018) de Andreas Dresen a quien admiro mucho; veo relación con su película pero no la vi antes de hacer Trautmann tampoco.

Comentarios