EscribiendoCine
08/12/2020 00:11

Aunque parte de la crítica considera que ha sido desatinado estrenar Street Food: Latinoamérica en tiempos de confinamiento, lo cierto es que esta docuserie ha captado la atención de las redes desde su lanzamiento en la plataforma streaming Netflix, el pasado 21 de julio.

Los creadores de Chef 's Table y Street Food: Asia (2019), Brian McGinn y David Gelb, se embarcaron en un recorrido por algunos países latinoamericanos (Argentina, Brasil, Perú, Colombia, Bolivia y México) para mostrar sus platos callejeros más representativos. La dinámica de esta docuserie también consistió en escuchar los relatos de aquellos protagonistas culinarios de cada país, enriqueciendo más el conocimiento sobre sus respectivas gastronomías.

Gran parte del público celebra este nuevo proyecto de Netflix porque va en busca de la rica tradición cultural que alberga Latinoamérica en sus innumerables platillos. No obstante, un sector importante de la crítica no ha dado su visto bueno a varios capítulos del programa, especialmente el primero, dedicado a Argentina. La principal razón es el erróneo enfoque con el que se inició el capítulo, restándole identidad a la gastronomía nacional.

El problema residió en el análisis introductorio que hizo la periodista gastronómica Silvina Reusmann, el cual enojó a muchos usuarios en redes sociales, principalmente en Twitter. Sucede que Reusmann se refiere a Argentina como un país con una cultura culinaria más cercana a Europa que a los demás países sudamericanos; este comentario fue tildado como una ofensa contra la gran contribución que han hecho los pueblos originarios de Argentina a la gastronomía nacional.

Algunos tuits furibundos son: “estoy muy enojada, hice ‘clic’ en esta serie de comida callejera en Netflix y en el primer episodio dijeron que Argentina es Europa”, “el capítulo de Argentina fue el más flojo”, “se desviaban demasiado del tema principal”. Aunque también hubo tuits favorables como: “las personas son tan sensibles… convierten un programa de comida regular en un discurso político. También estuve en Argentina y tienen mucha cultura europea. No veo el daño”.

María Álvarez, experta en la sección Cocina de SweetestHome, acota: “La comida argentina, si bien tiene bastante influencia europea (principalmente italiana), no prescinde de la tradición de los pueblos nativos. El constante uso de alimentos como el maíz, el zapallo, la patata, entre otros, deriva de la costumbre de los pueblos nativos. Hay centenas de años de evolución en la cocina argentina, así que no es muy atinado decir que está más cerca de la gastronomía europea”.

Lo que realmente buscaban McGinn y Gelb en Street Food: Latinoamérica era contar la historia de varios personajes relacionados a la tradición gastronómica de ciertos lugares, aunque los deslices nunca están ausentes en este tipo de programas de corte documental. Sin embargo, aún con falencias, se rescata el interés por visibilizar y difundir a través de Netflix la cultura latinoamericana, que últimamente viene luchando por tener más espacios para mostrarse y sorprender al mundo.

Comentarios